Tradicionalmente los chamanes han ocupado un importantísimo lugar dentro de las comunidades ancestrales. Principalmente, porque gozan de un gran reconocimiento y valoración por el poder que logran desarrollar en cuanto a la conexión y manejo de dimensiones de existencia, que escapan de las manos del común de las personas.

Poderes como el manejo de fuerzas y energías que trascienden el plano material, el control del tiempo, el manejo de la energía, el control de la mente, la anticipación de los sucesos, la curación y los rituales de conexión multidimensional, el desarrollo de la visión trascendente y la transmigración en vida por las diferentes dimensiones y mundos, tanto a nivel físico como energético y cósmico, características propias de los chamanes tradicionales.

Neochamán: Una figura en el camino a la libertad y conciencia del ser

El desarrollo de la ciencia moderna, la evolución tecnológica y cultural, han puesto a la figura del chamán en una importante posición alternativa. Éste ofrece a las personas caminos de liberación a los condicionamientos, manipulaciones y controles impuestos por la civilización moderna; que de una u otra manera restringen la libertad de ser, de sentir y de hacer.

Entonces, de forma paralela a los chamanes de las comunidades ancestrales que todavía subsisten, hoy en día nace la figura del neochamán, con unas cualidades más universales, holísticas y vanguardistas, que incluyen una visión apoyada en el conocimiento científico.

El neochamán también viaja, pero por las diferentes dimensiones de consciencia; es un individuo que desarrolla la capacidad de controlar su cuerpo, sus emociones, su mente y su conciencia, trascendiendo las limitaciones del mundo materialista, lleno de sufrimiento, enfermedad y limitaciones de diferente índole.

Hoy en día hay diferentes tipos de chamanes. La mayoría de ellos dedicados al empoderamiento de su propio ser, aunque no pocos dedicados a servir y guiar a otros en su desarrollo espiritual. Este proceso puede incluso estar libre de ataduras a creencias restrictivas y manifestarse desde una visión más universal.

Conoce a nuestro Maestro IKY Chakra Raja Kan

Un chamán moderno puede desarrollarse en un entorno urbano y tecnológico. Y aún así, seguir cumpliendo con funciones tradicionales como la curación, la realización de rituales, de pagamento y conexión espiritual; así como de prácticas extáticas, de trance y en general de alteración de conciencia, entre ellas están incluidas las prácticas de meditación.

Publicaciones recientes